miércoles, 10 de agosto de 2016

15 cosas que podemos hacer en Madrid sin gastar un solo euro

Este año estoy pasando buena parte del verano en Madrid, disfrutando de unas vacaciones low cost, -irme a las Bahamas cuando estoy cobrando la prestación por desempleo se me antojaba obsceno-. De modo que trato de sentirme turista sin cruzar fronteras, aprovechando las múltiples posibilidades que ofrece una ciudad como esta para entretenerse sin soltar un solo euro. Ayer mismo, por ejemplo, visitamos la Casa Museo de Lope de Vega, un fabuloso rincón que aún se conserva, muy bien remozado, en la calle de Cervantes. He pensado que no estaría mal compartir con vosotros mi recopilación de planes gratuitos que se pueden realizar en la capital, al margen, por supuesto, de los clásicos paseos por la Puerta de Alcalá, Cibeles, Neptuno, la plaza Mayor, el kilómetro 0 o la Gran Vía. Aquí tenéis 15 cosas que podemos hacer en Madrid sin gastar dinero:

1.-La Casa Museo de Lope de Vega encabeza esta lista. El recorrido por las distintas estancias y el jardín dura una media hora. Durante la visita te cuentan la historia del lugar, te acercan a la figura del autor de 'Fuente Ovejuna' y te ayudan a hacerte una idea de cómo vivió sus últimos años allí. El plan resulta también muy entretenido para los niños por las anécdotas de la época que narran los guías. Hay que reservar la visita previamente por teléfono, aunque no suelen tardar mucho en dar la cita.





2.-El Palacio de Cibeles, sede del Ayuntamiento de Madrid, tiene un espacio cultural conocido como CentroCentro. En el vestíbulo del antiguo edificio de Correos hay una zona de descanso en la que, además de poder sentarte resguardado del calor, puedes leer la prensa, navegar por internet gracias a su wifi abierta e incluso ver las diversas exposiciones que ofrece. La visita al mirador es gratuita todos los primeros miércoles de mes.


3.-Los centros comerciales encierran muchas posibilidades. Yo destacaría la Tienda Apple de la Puerta del Sol, la Casa del Libro en Gran Vía y la Fnac de Callao. En el caso de la primera, puedes toquetear todos su productos, consultar la prensa digital en un IPad, juguetear con el último modelo de Iphone o soñar con un Mac de pantalla infinita... que por eso no te cobran. Tampoco por asistir a los talleres que organizan para sacarle partido a sus gadgets. En el caso de la Casa del Libro, gracias a su wifi, su climatización y, por supuesto, su amplio catálogo bibliográfico que puedes ojear libremente, no hay paraíso mejor para un lector. De la Fnac se podría decir lo mismo, aunque ampliado a otros ámbitos como la música, el cine y los videojuegos. Además suelen ofrecen actividades culturales abiertas y gratuitas.


4.-Matadero de Madrid. Este espacio cultural municipal, centro de creación contemporánea, ofrece durante el mes de agosto La Plaza en Verano, un ciclo de conciertos gratuitos a la fresca, las noches de los viernes y sábados. El resto del año suele organizar igualmente numerosas citas culturales abiertas a todo el público. 





5.-Hay un montón de Museos que se pueden visitar por el morro, aunque no sean tan de relumbrón como el Prado, el Reina Sofía o el Thyssen. No obstante, estos también tienen días y horas en las que abren sus puertas para todo el mundo: la colección permanente del Museo del Prado es gratis de lunes a sábado a partir de las seis de la tarde y hasta el cierre, mientras que domingos y festivos la veda se abre a las cinco. En el caso del Museo Reina Sofía, los días de entrada gratuita son el lunes de 19 a 21, de miércoles a sábado de 19 a 21 y los domingos de 13:30 a 19. En cuanto al Museo Thyssen-Bornemisza‎, la gratuidad es los lunes de 12 a 16 horas, pero se restringe a amigos del museo, menores de 12 años, miembros del Consejo Internacional de Museos y desempleados; esta última condición –la de estar en paro- permite también la entrada gratuita al Palacio Real de lunes a jueves de 18 a 20 horas durante esta época, un derecho que tienen también los ciudadanos de la Unión Europea, residentes y portadores de permiso de trabajo en dicho ámbito y los ciudadanos iberoamericanos. 


6.-Las grandes zonas verdes de Madrid son otro lugar en el que pasar el rato sin gastar. Ver a locos de Pokemon Go persiguiendo muñequitos con su móvil por el Parque del Retiro puede ser muy divertido, lo mismo que observar a quienes ocupan las barcas que navegan por el estanque. El Palacio de Velázquez y el Palacio de Cristal, ambos en el mismo recinto, también se pueden visitar gratis. Hay otras áreas verdes imprescindibles además de, por supuesto, la Casa de Campo. Yo recomiendo en particular el coqueto Parque del Capricho, en la Alameda de Osuna, y su búnker de la guerra civil, abierto al público desde el pasado mes de mayo. Para entrar en el parque no hay problema, hay acceso libre dentro del horario de apertura, pero para el búnker hay lista de espera, por eso de la novedad. 


7.-Andén 0 es el Centro de Interpretación del Metro de Madrid. Para conocer la historia del suburbano madrileño se pueden visitar de manera gratuita la Nave de Motores de Pacífico y la Estación de Chamberí, dos de los lugares más insólitos de la capital. Ahora la estación está puntualmente cerrada por obras hasta noviembre, pero merece la pena esperar a su reapertura para retroceder en el tiempo. 




8.-Hay Fundaciones muy activas y generosas. La Fundación Canal tiene una importante actividad cultural y sus salas de exposiciones suelen acoger interesantes muestras. Ahora mismo, por ejemplo, está a punto de concluir una dedicada a Vivian Maier, una niñera que alternó esta ocupación con su oculta pasión por la fotografía. A su muerte se encontró un material fantástico que la ha convertido en todo un fenómeno y referente de la fotografía de calle. Tengo que verla. El Espacio Fundación Telefónica es otro de esos lugares de visita ineludible cuando uno pasea por la Gran Vía, porque sabe que siempre encontrará propuestas culturales atractivas. Igual que La Casa Encendida, de Fundación Montemadrid, donde también en verano sigue programando exposiciones, música o cine.



9.-Las Fiestas populares son un filón, porque suelen incluir mucho entretenimiento de calle y cosas que ver sin sacar la cartera. San Cayetano, San Lorenzo y La Paloma en agosto te permiten pasearte por Lavapiés y Las Vistillas, ver bailar chotis y atreverte incluso a mover el culo tú mismo en una verbena, sobre todo después de consumir limonada gratis. 






10.-La Bolsa de Madrid se puede visitar gratuitamente previa solicitud. Sí, habrá quien considere poco atractiva una visita al parqué madrileño, pero con lo loco que está el IBEX últimamente quizá el plan sea hasta entretenido. Profesionales de esta institución guían a los visitantes y les explican tanto la historia del edificio como los intríngulis del mercado de valores.






11.-El Congreso de los Diputados. Salvo en agosto, el resto del año te puedes presentar con tu DNI todos los sábados de 10:30 a 12:30 horas, acercarte por la verja de la Carrera de San Jerónimo y cruzar los dedos para que no haya mucha gente. Cada media hora y en número no superior a 25 personas se va pasando. El inconveniente o ventaja, según se mire, es que los visitantes no se cruzarán esos días con ningún diputado. En el caso del Senado también se puede visitar de manera gratuita y con guía, previa solicitud, siempre que la actividad parlamentaria lo permita, de lunes a viernes, a las 10, 11, 12 y 13 horas, excepto en agosto y otras vacaciones.





12.-Madrid Río. Es la herencia que dejó Gallardón y hay que admitir que la Ribera del Manzanares ganó con el soterramiento de la M-30. Hay parques con tirolinas, columpios y toboganes a lo largo de este espacio, que viene a medir unos 10 km y que incluye fuentes, chorros y muchos puentes, viejos y nuevos. Si quieres aprovechar para pedalear, calzarte los patines o correr, beneficiarás también a tu salud.







13.-El relevo solemne y el cambio de guardia en el Palacio Real. Dicen que es todo un espectáculo. Participan más de 400 personas y 100 caballos que escenifican el relevo tal y como se hacía en tiempos de los reyes Alfonso XII y Alfonso XIII, con la parafernalia de entonces. El espectáculo incluye un concierto de la Unidad de Música de la Guardia Real.





14.-La Biblioteca Nacional ofrece visitas exprés a este templo de sabiduría que recibe y conserva ejemplares de todos los libros publicados en España. El itinerario incluye la escalinata exterior, el zaguán, la escalera principal, el Salón Italiano y la Sala de Patronato. Las Salas de Exposiciones y el Museo de la Biblioteca, donde se realizan diversas exposiciones y actividades culturales, son de libre acceso.


15.-Los Mercados de Madrid ya no son esos lugares donde vas a buscar la pescadilla y el cuarto de kilo de chopped; ahora se han reconvertido en 'gastrolugares' de encuentro de lo más chic que merece la pena visitar, siempre que seamos capaces de mantener los jugos gástricos a raya. De no ser así, el plan ‘no gastar un euro’ se irá a la basura. El Mercado de San Miguel, el de San Antón o Platea, son de los más frecuentados y a ellos yo particularmente les sumaría la Gourmet Experience de El Corte Inglés de Callao, en la última planta del edificio, desde donde se tienen unas vistas inigualables de Madrid. Y gratis… siempre que no termines picando y decidas darte un capricho, sobre todo si atardece y la puesta de sol te invita a quedarte un rato más largo saboreando el momento.







No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada